La mañana de este miércoles al abogado Rodrigo Velasco Santelices (70) lo despertó el sonido de su celular. Al teléfono, Alfonso Esteva, presidente del Club de Automóviles Antiguos de Chile, le comunicó que había sido galardonado como uno de los 14 héroes de la historia del automovilismo, premio otorgado por la Fédération Internationale de Véhicules Anciens.

“Fue tanta la felicidad que creía que estaba soñando: ¡estoy entre los 14 héroes del automovilismo mundial!”, cuenta Velasco, quien fue escogido por un jurado de seis personas presidido por Nick Mason, baterista de Pink Floyd, piloto y coleccionista de autos.

-¿Qué le parece estar en este Salón de la Fama junto a 13 íconos del automóvil?
-Me siento como Condorito en Disney World, jajajá. Estoy viviendo un sueño. Imagínate, soy el único latinoamericano vivo (el otro es el brasileño Og Pozzoli, quien falleció en 2017) entre los 14. Cuando veo que de Polonia está Sobieslaw Zasada, campeón mundial de rally y una leyenda mundial; en Italia, Giorgetto Giugiaro, a quien yo no podría admirar más porque es el creador de la mitad de los Alfa Romeo (la otra mitad es de Pininfarina); Marcelo Gandini, diseñador de los Lamborghini Miura, y Mauro Forghieri, quien es prácticamente el padre de Ferrari… O sea, la gente con que a uno lo metieron en el mismo saco es demasiado importante.

-¿Por qué cree que lo eligieron?
-Me ayudó mucho ser conocido afuera y haber hecho tanto por la difusión de la historia del automovilismo. Es muy difícil encontrar a gente que lo haya hecho todo en este circuito. No es que me crea excepcional, pero no es fácil ubicar a alguien que haya sido piloto, dirigente, coleccionista, que haya participado en carreras desde la cuna, sentado en el auto de Turismo Carretera del papá, y que después haya participado activamente en la misma área, haciendo clases y escribiendo libros.

Desde que nació, Velasco fue parte del circuito automotor nacional acompañando a su padre, Eugenio Velasco Letelier, piloto de Turismo Carretera y campeón de Chile en 1957. Siguiendo los pasos de él, también se convirtió en piloto y en 2003 ganó el Campeonato Nacional de Autos Clásicos Históricos en un Alfa Romeo Giulia Sprint GT.

Una vez retirado de las carreras, el abogado e historiador comenzó a escribir su primer libro: “¡Coche a la vista! (2007)”, inspirado por su padre y su abuelo Guillermo Velasco, el primer chileno en viajar en auto desde Santiago a Concepción.

“Allí se relata la historia del automovilismo chileno desde que llegó el primer vehículo al país, en 1902, hasta 1950. En una parte incluyo la historia de Juan Ernesto Zanelli, corredor oficial de la firma Bugatti, que eran los autos más importantes de aquella época. Por lo mismo, el Club Bugatti de Europa me pidió ejemplares. Uno de sus ejecutivos vino exclusivamente a buscarlos a Chile y los llevó para venderlos allá en Holanda. Sin que me diera cuenta, esto fue dándome cada vez más fama internacional”, comenta.

“De ese libro se vendieron cerca de 2.500 ejemplares. Muchas personas me empezaron a escribir para que hiciera una continuación, lo que me costó otros cinco años de investigación. En 2017 saqué “¡Rugen los motores!”, que relata todo el automovilismo chileno de grandes premios de carretera, desde 1950 a 1975. En esos tiempos, las carreras tenían más público que los partidos de fútbol. ¡Ese nivel!”, comenta. Y el pasado el 10 de abril lanzó “La historia del Alfa Romeo en Chile” que, según cuenta, es su marca favorita.

-¿Y cuándo le entregarán el galardón, Rodrigo?
-Este jueves me llamó el embajador de FIVA para Latinoamérica, Alejandro Daly, para confirmarme que no están haciendo reuniones presenciales, sino que virtuales. De manera que no habrá una ceremonia en París (donde está la sede). Finalmente lo harán por Zoom, ya que la pandemia sigue cundiendo mucho en Europa. El galardón me lo harán llegar a la casa. No hay fecha confirmada aún.

¿Qué es el Hall of Fame?
Desde la sede de FIVA, el consultor indio Gautam Sen, vicepresident communication de la entidad, explica que “el concepto de Heritage Hall of Fame es nuevo y este será el primer año en que estaremos entregando estos premios. Es en reconocimiento a la contribución (de los premiados) a la historia y la cultura del automóvil en todo el mundo, durante muchos años, una especie de logro de toda una vida al contribuir a las múltiples facetas del auto”. Respecto de cómo Velasco alcanzó este galardón, añade que “el jurado analizó toda la información proporcionada por las respectivas federaciones de todo el mundo. La personalidad polifacética de Rodrigo Velasco, sus logros y contribuciones en todos los diferentes niveles y en diversas áreas han contribuido a la decisión del jurado”.

FIVA launches Hall of Fame – announcing its first 14 ‘heroes of motoring history’

Ver sitio Web FIVA

Fuente: LUN